Se escuchó el rugido del León

Por: Noé  Blanco.

El contingente regio se dió cita desde temprana hora del viernes en las inmediaciones del Parque Fundidora para disfrutar de la 3a edición  de uno de los festivales más importantes que se pueden disfrutar en el norte del país: PAL NORTE. Dos días, dos escenarios principales y más de 25 artistas nacionales e internacionales deleitaron a los miles de asistentes que se congregaron una vez más para disfrutar de buena música.

Aproximadamente a las 4 de la tarde del viernes Technicolor Fabrics, originarios de Guadalajara, fueron los encargados de dar el banderazo de arranque en el escenario Tecate, seguidos de Allison, Enjambre y A Band of Bitches que se encargaron de prender el ánimo entre las personas que iban llegando a Fundidora. Una de las características más llamativas del Festival es la fusión de géneros y estilos que se mezclan en el talento invitado, tal como se demostró con el poderoso sonido de De La Tierra, la “superbanda” integrada por Andreas Kisser (Sepultura) , Alex González (Maná),  Andrés Giménez (A.N.I.M.A.L.) y Flavio Cianciarulo (Los Fabulosos Cadillacs), quienes con su álbum debut han ido pisando distintos escenarios para dar a conocer su propuesta de metal.

En punto de las 8 de la noche bajo los acordes de The Leaving Song Pt. II,  Davey Havok y compañia se apoderaron del escenario Indio, y es que el poderoso sonido de AFI deleitó lo mismo a los fanáticos de antaño como a los nuevos seguidores, en una presentación verdaderamente explosiva donde la banda se entregó de lleno al público. Mientras tanto el escenario alterno recibía a Antemasque, la nueva propuesta musical formada por Cedric Bixler Zavala y Omar Rodriguez Lopez (At the Drive-In / The Mars Volta) y Flea (Red Hot Chilli Peppers).

El regreso a casa de  Zurdok brindo el momento nostálgico de la noche, en un recorrido musical a través de los temas que hicieron de ésta banda regia, una de las más representativas del rock nacional de mediados de los noventas, quienes se hicieron acompañar de Pato Machete, para interpretar su famoso tema Gallito Inglés. Y la fiesta se hizo presente gracias a Kinky, que pusieron a bailar a los asistentes con los temas que ya todos conocemos y escuchamos, incluido un interesante dueto con integrantes de “El Gran silencio”, cerrando el círculo de la llamada Avanzada Regia.

Posteriormente pudimos disfrutar de dos icónicas figuras del rock iberoamericano: primero el argentino Andrés Calamaro, con un look al estilo viejo oeste y después de éste al gitano español Enrique Bunbury, quienes nos llevaron de la mano por un recorrido a través de sus más grandes éxitos. Al final se unieron a dueto para interpretar algunos temas, como Apuesta por el Rock and Roll, Maldito Duente y Crímen, tema con el que rindieron un merecido tributo a Gustavo Cerati.

Una de las bandas más aclamadas y esperadas de la noche fue Zoé, quienes prepararon el ambiente para un cierre espectacular por parte de los únicos e inigualables Jefes de Jefes: Los Tigres del Norte, quienes transformaron el Parque Fundidora en una pista de baile que terminó hasta altas horas de la madrugada.

El arranque del segundo día corrió por cuenta de Daniela Spalla, Centavrvs y María Daniela y su Sonido Lasser, así como el trío Reyno y DLD. La guapa Ely Guerra empezó a ambientar al público que poco a poco se daba cita para el segundo round. Los regios recibieron con los brazos abiertos a sus compatriotas de Jumbo, quienes se notaban felices de tocar en la tierra que los vió nacer, y deleitaron a sus seguidores con temas como “En Repetición” y “Fotografía”. La fiesta se hizo presente desde los primeros acordes de Los Amigos Invisibles, y es que su característico sonido inyecta ritmo hasta en el más aburrido de los asistentes.

Uno de los momentos esperados de la noche fue el regreso a los escenarios de los también regios Plastilina Mosh, quienes interpretaron sus grandes éxitos y se hicieron acompañar de la rapera Niña Dios. Beto Cuevas y La Ley demostraron que siguen vigentes, interpretando los temas que los hicieran famosos hace ya más de una decada, acompañados de una serie de visuales modernos y futuristas. Desde Colombia Juanes trajo una selección de sus mejores temas que fueron bien recibidos por los asistentes.

Rindiendo tributo a una tradición mexicana como es el día de muertos, Foster the People salió a escena con un maquillaje estilo “catrinas”, y ofrecieron una presentación que emocionó a todos los fanáticos que se dieron cita a escuchar los temas de sus dos producciones, siendo Pumped Up Kids la más aclamada y esperada de la noche.

Una gran sorpresa llegó antes de la presentación de Molotov, y es que en el pequeño escenario ubicado entre los dos escenarios principales, se comenzó a escuchar el característico beat de Ice Ice Baby, interpretado ni más ni menos que por el propio Vanilla Ice, quien además interpretó el famoso Ninja Rap en lo que sin lugar a dudas fue una presentación inesperada pero llena de energía.

La irreverencia de Molotov hizo explotar al Parque Fundidora que ya para este momento estaba al 100. El poderoso sonido de Micky, Tito, Paco y Randy prendió los ánimos de las aproximadamente 65 mil personas que brincaban y coreaban las letras y mensajes de la agrupación y que coronaron su presentación con un mensaje al “Estado Fallido” y exigiendo el esclarecimiento de lo sucedido con los estudiantes de Ayotzinapa.

La cereza del pastel fue sin lugar a dudas la presentación de Snoop Dogg, quien a ritmo de P.I.M.P. se apoderó del escenario e inundo de buen hip hop los oidos de todos los asistentes. Y para finalizar la velada, Chromeo ofreció un DJ Set que puso a bailar a los más enfiestados, cerrando así una edición más del que sin duda es “El Festival MAS POTENTE” del norte del país.

Se escuchó el rugido del León
Precio85%
Audio/Iluminación95%
Asistencia95%
Logística (Puntualidad - Comida y Bebida)95%
Venue100%
Setlist100%
95%Nota Final
Puntuación de los lectores: (4 Votes)
88%

Comentarios

comentarios